13 de agosto: Creación de Serenata Guayanesa

Prensa MPPC (13/08/2022) Serenata Guayanesa es una de las agrupaciones más queridas por los venezolanos. Nacida en los márgenes del río Orinoco el 13 de agosto de 1971, ha sabido mantenerse vital en el corazón de un público que tiene su música como elemento esencial de su memoria colectiva.

Serenata Guayanesa emprende su ruta musical en junio de 1971, cuando el fallecido Hernán Gamboa, junto a Mauricio Castro y los hermanos Iván y César Pérez Rossi se encontraban cantando de manera informal con algunas amistades en la casa del entonces gobernador del estado Bolívar, Manuel Guarrido Mendoza, quien, entusiasmado, les pidió que grabaran un disco de larga duración (LP) con música de la región guayanesa.

Ellos aceptaron la propuesta y decidieron grabarlo con un grupo de músicos del estado Bolívar encabezados por el veterano músico y compositor Carmito Gamboa, padre de Hernán.

El disco, grabado y producido en forma independiente, fue titulado «Serenata Guayanesa» y se presentó en el marco de la Feria de la Zapoara, celebrada en Ciudad Bolívar, en un evento celebrado el 13 de agosto de ese mismo año, fecha que marca el nacimiento y la designación del grupo.

En Serenata Guayanesa se conjugaron la vena musical de las familias de sus integrantes, sus vivencias universitarias, sus experiencias en Mérida y las parrandas con “El Monumental” Ricardo Aguirre  y el grupo de Los Gaiteros de la Plaza Miranda.

Aquellos jóvenes serenateros estaban, sin duda alguna, destinados a crear el cuarteto vocal más importante de la historia musical de Venezuela, una de las agrupaciones más prolíficas y significativas de las últimas décadas en el país.

Este grupo musical venezolano, que ha contribuido durante cinco décadas a difundir la música tradicional de Venezuela, ha interpretado gran variedad de ritmos autóctonos que han traspasado las fronteras venezolanas gracias a su talento y profesionalidad. Sus miembros han sido nombrados Hijos Ilustres de Ciudad Bolívar y en 2016 la agrupación fue declarada Patrimonio Cultura de la Nación.

Temas como La pulga y el piojo, El sapo, Corre caballito y El calipso del Callao, se han convertido en éxitos en un país en donde la música tradicional no suele colocarse en los rankings comerciales.

Llevaron a toda Venezuela a conocer y apreciar sus propios valores musicales, dotado de una rica variedad de géneros: calipso, malagueñas, guasas, valses, bambucos, danzas, gaitas, aguinaldos, merengues caraqueños, fulia y el galerón.

Serenata Guayanesa se ha encargado de despertar en todos los venezolanos y en los niños particularmente, el amor por la Patria a través de sus canciones. Son años de amor por Venezuela, expresados en un sinfín de serenatas que siguen sonando por siempre en los corazones de todos.

T: Prensa Venezuela Sinfónica y Haiman El Trouidi  F: Referencial

Comparte este texto

Facebook
Twitter
WhatsApp
Telegram