El artista Miguel Herrera evocó la importancia de la fotografía en el Museo de Bellas Artes con la muestra Raíces en Fotograma

Prensa MPPC (30/05/2022).- Fotógrafo, productor y director audiovisual, además de artista gráfico, son algunos de los oficios que ostenta Miguel Herrera, quien es el encargado con su trabajo artístico de engalanar la sala 10 del edificio neoclásico del Museo de Bellas Artes (MBA), con la muestra expositiva Raíces en Fotogramas.

La exposición ofrece una visión panorámica y vanguardista de la fotografía de Herrera, en la que el artista revela la poética del hacer y sus oficios. Devolviendo la fotografía analógica como un acierto del futuro cercano y exponiendo la fotografía digital como testimonios de las raíces nacionales.

– ¿Cómo se define Raíces en Fotogramas?

– Como un resumen de cinco proyectos fotográficos condensados en 37 imágenes, que cada una de ellas cuentan una historia diferente

Referente a los capítulos que conforman la obra exhibida, Herrera comentó que “la serie Cumbe es la génesis de toda la población venezolana. Esta serie refleja mediante el retrato esa realidad que aún existe de esas personas que llegaron a las costas bajas de Miranda (Barlovento, Chirimena, Curiepe, entre otras) sacados forzosamente del territorio EWE”.

La segunda serie, Gente con Grandeza, se desarrolla bajo la técnica del retrato en la parroquia de San Agustín que busca representar y homenajear a las personas que más incidencias tienen en el día a día de esa zona capitalina “esto va desde el médico, hasta la persona que vende arepas. Es una serie bastante representativa”, expresó el artista.

– ¿Qué revela la serie El Mar es de Quién lo trabaja?

– Este proyecto revela el retrato de pescadores y artesanos de la pesca de siete rancheríos, en los que se evidencian los procesos de restauración de botes en los pueblos costeros del estado Nueva Esparta.

Tabaco es el nombre que recibe la cuarta serie; la misma evoca la sutiliza del encuentro y la poética de la luz, aunado al proceso de elaboración en las manos de sus protagonistas, “esta serie desarrolla la echadura de los tabacos de ‘La Chira’, una tabacalera que reside en Estado Sucre”.

– ¿Cuál es la mayor crítica que deja tu quinta serie Bastardos con Gloria?

– Coloquialmente, esta serie es una cachetada a la sociedad que se encarga de alguna forma u otra, de excluir, discriminar y definir quién es y quién no es ‘normal’ (…) Bastardos Con Gloria se apega a lo que es la psiquiatría desmanicomial, es la que trabaja la comunidad y el paciente siquiátrico. Esta ha sido la más profunda y dura que he trabajado.

Con un tono de voz que denotaba orgullo, Herrera mencionó que siendo Bastardos Con Gloria el proyecto más profundo que ha trabajado, logró tener una exposición individual en la XI Bienal de La Habana, realizada en 2012. “Esta muestra se desarrolló con fotografías analógicas, escaneo de negativos y  además, tiene un elemento más plástico por cómo se trabajó la obra”, explicó.

– ¿Cuál ha sido la serie que más te costó trabajar?

– Sin lugar a dudas, la serie de  Tabaco. Porque la serie se desarrolló en 2015, pero la rigidez de ciertas personas evitaban que hubiese una relación más cercana con el retratado. Fueron dos semanas arduas, hasta que nos permitieron el acceso y logramos un buen trabajo. Hoy en día somos muy buenos amigos

– ¿Hacia dónde va la carrera de Miguel Herrera?

– Mi intención es contribuir de alguna forma con la memoria fotográfica de Venezuela. Lastimosamente, más de 70% de la fotografía del país es urbana, está enajenada al inmediatismo que nos conduce el día a día y, allí es cuando perdemos todo. Mi trabajo se afianzará hacia las raíces del país.

A manera de reflexión,  el fotógrafo venezolano mencionó que desde pequeños, a los artistas se le debe enseñar a cómo producir la obra, es decir, los enlaces y alianzas estratégicas para el desarrollo de la misma “es importante enseñar esto desde las escuelas, pues, es importante vivir el sueño del creador plástico pero, si no te enseñan a producir la obra para llegar a determinados espacios, no se hace nada”.

– ¿Cómo ves las artes plásticas venezolanas en la actualidad?

– Creo que hay un resurgir bastante importante de artistas jóvenes que están trabajando en investigaciones profundas, de calidad, y con todo lo que ha ocasionado la pandemia, considero que ha servido como introspectiva para catapultar el trabajo de todos los artistas del país.

Esbozando una amplia sonrisa, el homenajeado del día indicó sentirse feliz con exhibir su obra en el MBA “desde chiquito me han dicho que en esta institución reposa toda la historia de las artes plásticas venezolanas. Inscribir mi nombre en el libro de este museo, es lo más top para un artista”.

– ¿Proyectos en puerta?

– Sí tengo. Hay un proyecto que se desarrolló en pandemia relacionado con el Bicentenario de la Batalla de Carabobo, cuya técnica es la puesta en escena y está pendiente para materializarse próximamente.

Para finalizar, Miguel Herrera extendió la invitación para que las personas sean parte activa de las estrategias culturales que se están desarrollando en los museos “aquí reposa la historia del arte venezolano. Lo que debemos lograr es que los museos se conviertan en un espacio común y enseñar desde temprana edad la importancia de asistir a estas instituciones para las artes”.

T y F: Prensa FMN

Facebook
Twitter
WhatsApp

noticias destacadas

archivo de
noticias

Archivos

Contenido relacionado

Correo

atencionciudadana@mincultura.gob.ve

Redes Sociales

CONTÁCTANOS